Los dos afroblowbangs de Brooklyn Chase

En los inicios de su carrera nadie habría dicho que aquella muchacha de enormes ojos y amplia sonrisa, que se servía sobre todo de unos grandes pechos para rodar porno de bajo sacrificio físico, habría dado alguna vez el paso de hacer porno del oscuro, del que requiere sometimiento y poco escrúpulo. Pero sucedió. Brooklyn Chase hace años que decidió convertirse en otro tipo de pornstar: se operó el pecho para tenerlo aún más grande, se sometió a un proceso de bronceado bastante loco y se dedicó a rodar escenas como estos dos gaudeamus de lefa para Dogfart, dos blowbangs interraciales que no toda starlet sería capaz de afrontar.

Comentarios

Relacionado

Bienvenido a Orgasmatrix. Usamos cookies.