El legado de una diosa fugaz: Peyton Sweet

En septiembre de 2016 un lector nos recomendaba en los comentarios echar un vistazo a las aptitudes de una chica recién llegada al porno, una tal Peyton Sweet. La primera impresión fue tan buena que no dudamos en tildarla de «promesa»: era guapísima, era elegante, tenía un cuerpazo espectacular, era muy joven (solo 18 añitos) y había cedido su culo nada más empezar en el oficio; lo tenía todo la triunfar y sin embargo desapareció del mapa poco tiempo después. Hoy nos hemos vuelto a cruzar con una de las escenas que dejó como legado tras una trayectoria que fe un visto y no visto, y como en su día solo ofrecimos uno de sus trabajos (esperando poder ir viéndola progresar a lo largo de los meses), hemos pensado que sería buena idea recordarla con nostalgia disfrutando de las cuatro escenas que llegó a publicar. Una forma como otra de invocar un regreso más que improbable pero muy deseado.

Este post ha sido publicado por Pinjed. Ahora tú también puedes compartir con la comunidad de Orgasmatrix tus propias noticias, reseñas, o cualquier hallazgo pornográfico que consideres interesante.

Comentarios

Relacionado