No perdemos el rastro de Lucie Wilde

Pinjed

Por 9

Quizá no sea la pornstar con más talento, belleza o actitud del porno en ninguno de los dos lados del Atlántico, e incluso hay quien dice que se aburre un poco con sus escenas, algo que no deja de ser comprensible. Pero tampoco se puede negar lo evidente: la checa Lucie Wilde, y eso se ve a primera vista, es algo muy especial y único. Su expresión entre la inocencia y la inopia, sus tetazas absolutamente planetarias y además naturales, y el dato importante, que cumplió 19 años hace muy poco, la alzan como exactamente eso: una cosita especial. Veamos dos de sus últimas escenas.

Relacionado

Comentarios