El descansado arte de la paja asistida

Vicenzo

Por 36

En estos días de tórrida canícula estival en los que el condenado mercurio supera los treinta grados del termómetro sin siquiera despeinarse, a algunos cualquier actividad física como, qué se yo, el follar, les resulta una tarea del todo inviable. Para ellos traemos hoy un formativo vídeo que nos explica de forma práctica y directa la mejor forma de practicar descansada parafilia de la paja asistida. En este caso una amable y bien dispuesta señorita de color (de color negro, sí) tiene a bien ordeñar amorosamente un muy generoso pollón blanco que culmina la jugada con una abundante descarga de semen bien calentito y pegajoso, como este insufrible verano de locos.

Relacionado

Comentarios