La felatriz silenciosa ataca de nuevo

¿Os acordáis de una mamada amateur furtiva que vimos no hace mucho? Razón aquí. En ella, una jovenzuela muy traviesa (diría que alemana, pero no estoy seguro) improvisaba una sesión felatoria inolvidable en los lavabos de lo que podría ser una estación de autobuses. Pues hoy la misma muchacha vuelve a desplegar sus artes orales en una mamada casera más relajada y distendida en la que no solo se permite darle al asunto con algo más de pasión y confirma lo que sospechábamos enseñando un poquito de carne: que la tipa está francamente buena. Eso sí, como alguien comentó la otra vez, si se atreviese con la garganta profunda ganaría enteros.

Lo sentimos, este video ha sido eliminado

Comentarios

Relacionado

Bienvenido a Orgasmatrix. Usamos cookies.