Nikasítimos estuvo montando a Timión

Fogardo

Por 12

Νικασίτιμος οἶφε Τιμίονα, “Nikasítimos estuvo montando a Timión”. Así reza una de las inscripciones encontradas en la roca por el profesor Andreas Vlachopoulus y que data del siglo VI a.C. No se trata de un hallazgo banal ya que va a arrojar luz sobre la vida privada de los griegos en esta época. El profesor las ha descrito como inscripciones triunfales “ellos (los amantes) reclaman su propio espacio con grandes letras que no sólo expresan su deseo, sino que también hablan del acto en sí”. Vlachopoulos que volvió al lugar con un grupo de especialistas entre fotógrafos, topógrafos e, incluso, alumnos defiende la peculiaridad de la inscripción ya que “no es sólo uno de los descubrimientos más tempranos, el uso del pasado continuo (imperfecto en griego) demuestra que estos dos hombres llevaban consumando su amor desde hace mucho tiempo, enfatizando el acto sexual de un modo que es inusual en el arte erótico”.

Los arqueólogos manejan la posibilidad de que fueran dos soldados que durante un corto periodo de tiempo estuvieron acampados en la isla con su ejército. También se han encontrado grabados en piedra dos grandes penes bajo el nombre de Dión, datados en el siglo V a.C.

Comentarios