Cornudo se venga de su novia infiel…

Fogardo

Por 20

Ryan Fitzgerald, tatuador profesional, convenció a su novia para dejarse tatuar un personaje de la saga ‘Narnia’, con la intención de hacerle pagar su infidelidad con un amigo común. La sorpresa de Brovent Rossie no pudo ser mayor cuando descubrió el pastel que le había grabado en la piel su querido ex: una enorme mierda con moscas revoloteando alrededor. Para cubrirse las espaldas el tatuador hizo firmar a la víctima un contrato que contenía una cláusula en la que otorgaba total libertad al artista en cuanto al diseño del tatuaje.

Una historia muy bonita, si no se tratase de un fake. Vía thesmokinggun.com gracias a Culipardo

Comentarios