CFNM

Quizá lo mejor del porno sea su increíble diversidad, la vasta cantidad de nichos que es capaz de cubrir una industria dividida en cientos de capas, modelos de negocio y especialidades temáticas. Uno de los fetiches más comunes y aceptados, y que suele extrañar a quienes lo conocen, irónicamente por ser muy poco retorcido en comparación a otras locas desviaciones, es el CFNM (Clothed Female Naked Male), un tipo de erotismo basado en la interacción sexual, real o ficticia, de un hombre desnudo y una mujer vestida.

Se trata de algo así como una especie de fetichismo más circunstancial que físico: el desnudo masculino, a menudo sometido al capricho de la mujer vestida, se siente como una suerte de humillación erótica que despierta las fantasías más estimulantes de quienes gustan de ver o participar en los juegos de rol sexuales. Hay quien relaciona el CFNM —o el CMNF (Clothed male, naked female), la versión inversa: mujer desnuda con hombre vestido, aunque esa circunstancia suele darse con relativa normalidad en el porno convencional— con el nudismo, pero es una aproximación algo errónea, ya que el nudismo no busca la confrontación del desnudo y el vestido, sino un estilo de vida donde la ropa no tenga sentido.

Temas relacionados: Asfixia