Vota a la mejor actriz porno de 2012

Fogardo

Por 103

Son cientos de pornstars, literalmente, las que desfilan por nuestra portada. Algunas tienen más éxito que otras, algunas son queridas, otras odiadas y las hay que incluso son ignoradas. Pero no podemos olvidar que la esencia del porno es excitar al espectador, someterle a un compromiso que casi siempre depende de un factor determinante: la pornstar en cuestión. Ellas son la prueba viva y palpitante de que el porno no es siempre lo mismo, que eso es un tópico y que hay tantas escenas diferentes como mujeres hay en la industria. Por eso hoy os toca elegir: ¿quién os llena de alegría el corazón y os pone más contento el pene?

Abella Anderson

Ha sido un año plácido y de poco trabajo para Abella Anderson, pero lo que ha hecho lo ha hecho tan bien como siempre. Un demonio del porno al que nunca habría que dar por muerto y un juego de caderas y pelvis que rompe cualquier gráfico.

Abigaile Johnson

Una de las checas del año, sin duda, y un cuerpecito esbelto de bailarina que de vez en cuando diversifica la ofertas de culazos y tetas enormes del porno. Abigaile Johnson merece ser tenida en cuenta, fuera incluso del territorio europeo, sobre todo por el dominio del anal que viene adquiriendo.

Anissa Kate

La francesa revelación del año y una de las estrellas en ciernes con mayor potencial. Con sus rasgos exóticos y sus curvas naturales, Anissa Kate nunca dice “no” y por eso ha sido una de las más trabajadoras del año desde que en febrero se embarcase en su aventura norteamericana. Las productoras se la rifan.

Asa Akira

La reina del baile en los últimos dos años a nivel de crítica. La AVN está por ponerle un altar y los fans alucinan con su sed insaciable de rabo. Asa Akira es la norteamericana más cerda del porno, y desde que desfloró su ano en 2010 se ha convertido en una especialista y todo ha sido una cuesta abajo sin frenos de excesos sexuales e intensidad. Leyenda.

Christy Mack

Otra recién llegada que ha pegado fuerte. Su look alternativo, su bronceado que le da aires de nativa norteamericana y sobre todo un culo como para ponerlo en un museo le sirven a Christy Mack como demoledora tarjeta de presentación. Además es guapa, es simpática, es honesta y es muy marrana. Cuando se atreva con una doble penetración habrá cerrado el círculo.

Eva Angelina

El regreso más devastador de los últimos años. Eva Angelina se ha tomado varios recesos a lo largo de su carrera, y siempre ha vuelto con más fuerza que antes, pero lo de este 2012 ha sido harina de otro costal: look radical con más tatuajes y media cabeza rapada una actitud de ninfómana voraz y agresiva que nos ha robado el corazón. De corderito a lobo como si nada.

Franceska Jaimes

La colombiana más cerda del porno ha firmado una temporada de lujo. Los últimos meses ha decaído el volumen de su trabajo, pero con las maravillas que Franceska Jaimes nos ha ido dejando le da crédito de sobras para estar en la lista de las mejores del año durante toda una década. Zorra vocacional y orgullosa de ello.

Gracie Glam

Se nos presentó como actriz revelación hace un par de años y nos sorprendió con un cuerpecito que parece el patrón de las más destacables novatas: pecho pequeño, rostro dulce, piel pálida y un culo que da ganas de llevárselo a casa, darle leche con galletas y prepararle un cálido nidito donde ser feliz. Gracie Glam ya está alcanzando la madurez profesional y, aunque no tiene la frescura de sus inicios, está destinada a ser una grande.

Holly Michaels

Sin duda una de las sensaciones del año. Un cuerpo perfecto y natural de gran envergadura (1,80) y una versatilidad que tanto le permite ser la novia dulce y delicada que todos quisiéramos como en la zorra insaciable típica del buen porno. Holly Michaels es una licuadora humana y una mujer que disfruta del sexo como pocas pornstars actuales.

Jada Stevens

Posiblemente el mejor culo caucásico de norteamérica, a la par con Alexis Texas pero sabiéndolo utilizar infinitamente mejor. Desde que se tiñó el pelo de oscuro a Jada Stevens le salen contratos por las orejas, y es que esa tolerancia extrema a la perrería anal con gusto es una credencial que los pornófilos doctos saben agradecer. Además se ha marcado un año de cinco estrellas.

Jayden Jaymes

La pornstar norteamericana más querida de Orgasmatrix, probablemente porque posee un cuerpo perfecto a efectos universales. En Europa nos volvemos locos con esas tetazas y en Latinoamérica adoran ese culo. El conjunto con Jayden Jaymes, eso sí, es mucho más poderoso: simpatía, sensualidad en cada movimiento y cada gesto y cierto afán por ser quien lleva la iniciativa. Esas son posiblemente sus mejores escenas: cuando ella manda.

Jenni Lee

El extraño caso de Jenni Lee, una treintañera con cuerpo de adolescente. De belleza indiscutible, formas esbeltas y muy firmes y con habilidades de elasticidad fuera del alcance de la mayoría de profesionales. Una bailarina del sexo que se retuerce y se dobla mientras se la clavan. Elegancia, belleza y madurez.

Jessie Rogers

Apareció de la nada a finales de 2011, haciendo escenitas pudorosas para X-Art, y poco a poco fue ganando terreno. Guapísima y con el que para muchos (y me incluyo) es el culo más perfecto del porno actual, nos robó el corazón con su sonrisa y nos lo rompió con sus implantes de pecho. Creíamos que con esas pelotas de fútbol sala ya estaba todo perdido, pero Jessie Rogers tenía un plan: transformarse en una superputa obsesionada con el sexo anal.

Jynx Maze

En el momento de escribir esto, Jynx Maze va camino de convertirse en la mejor pornstar latina del año para nuestros lectores. Está claro que saben muy bien de qué hablan. La dulce peruana ha crecido como pornstar a un ritmo excepcional y posee algo difícil de encontrar en esta industria: regularidad. Y es que en todas sus escenas, sea una simple mamada o un gangbang a cinco rabos, rinde al 100% dejando claro que le encanta lo que hace.

Kristina Rose

Kristina Rose es el ejemplo perfecto de trabajadora incansable en la industria, que sin ser especialmente guapa y habiendo cuerpos más espectaculares que el suyo (aunque el culo que gasta es impresionante), consigue abrirse paso a base de puro talento y muchas, muchas escenas en las que no escatima energías. Quizá peque algo de exagerada de vez en cuando, pero quién puede acusar de algo así a una mujer que entra en trance cuando se divierte.

Lexi Belle

La animadora guarrilla de América, la rubita de metro y medio con rostro aniñado que despierta el morbo de todo hombre. Lexi Belle lleva años siendo una de las pornstars más importantes de Estados Unidos, pero este año ha rizado el rizo marcándose su primera escena anal. Esto le abre automáticamente las puertas de esta lista, esto es así. Y si tenéis quejas poned una reclamación.

Lily Carter

Pese a su aspecto de jovencita, lleva ya dos años en la industria pero ha sido en este 2012 cuando la onda explosiva de su eclosión nos ha volado a muchos la cabeza. Lily Carter llevaba puesto el sambenito de la sucesora de Tori Black, pero se ha desmarcado por la vía rápida: volviéndose muy cerda y experimentando nuevas obscenidades como la doble penetración con una nueva actitud desencajada y ultrapasional. Vamos, que se vuelve loca cuando folla.

Lily Labeau

Lily Labeau juega en otra liga distinta. Quizá no vaya tatuada ni haga altporn, pero está claro que su rumbo lo marca ella y que no obedece a los convencionalismos de un sistema porno alienante y mecánico. Guapísima y de una belleza cotidiana, es una de esas mujeres libres que da la sensación de estar en esta industria más para disfrutar de su sexualidad que para ganar dinero. Y a juzgar por su excelso trabajo este 2012, las dos cosas le deben de ir muy bien.

Phoenix Marie

Abiertamente zorra pero con un aire de distinción que a muchos les vuelve locos, Phoenix Marie va camino de adentrarse en territorio MILF coincidiendo con su mejor momento profesional. Este años, además, ha aprendido a rendir al mismo nivel tomando la iniciativa y siendo sumisa, una faceta poco habitual en ella, y sobre todo a sacar el mayor provecho de un culo privilegiado que, afirman muchos actores, es de los más placenteros de penetrar.

Remy LaCroix

Uno de los fenómenos más enloquecedores del año en el porno. Debutó en un gangbang sadomasoquista con todo tipo de perversiones, y llegó al porno comercial con carita de no haber roto un plato. Eso sí, bajo su cintura Remy LaCroix traía consigo un culo que iba a ser su mayor arma y una actitud fresca y natural que enamoró a los fans. Meses después de su repentina y desacomplejada retirada, Remy volvía para seguir descubriendo, como ella dijo, todos los rincones de su sexualidad. Una starlet sin techo.

Riley Reid

Otra dulce señorita eternamente hambrienta de rabo. Hace tiempo que Riley Reid viene pegando fuerte por una cuestión de actitud inmejorable y generosidad hacia sus compañeros de reparto y hacia la audiencia, pero este año se ha coronado como una de las pornstars más populares del mundo. Encima ha empezado a hacer squirt en algunas escenas, así que su aprendizaje no tiene pinta de frenar. ¿Nos regalará por fin en 2013 su primer anal?


Comentarios