Ochenta minutos de porno concentrado

Fogardo

Por 22

Ochenta minutos, cuando ves los momentos estelares de tus actrices favoritas, dan para mucho. Tal es la cantidad de escenas Doggy Style (posición sexual que realizan los perros en la cópula) y Reverse cowgirl, que uno –si no sufre el trastorno del pornófilo compulsivo– puede incluso llegar al hartazgo. En cualquier caso, no quisiera dejar de publicar dos partes más de esa gran antología porno que un anónimo altruista tituló “Best Porn Compilation” y que alguien nos la había dejado en el foro.

Comentarios