Mis 5 tatuajes vaginales favoritos de pornostars

Viru

Por 30

Hoy por hoy, podríamos decir que el 90% de las pornstar llevan algún tipo de tatuaje. Ya hay menos que se atrevan a tatuarse la zona vaginal, aunque sea el propio pubis. Y en la mayoría de ocasiones, cuando suecede, su gusto a la hora de elegir el diseño deja bastante que desear. ¡Estamos hartos de mariposas y rositas! Por eso, y como a base de tanto ver porno uno adquiere una serie de manías y fetiches, quiero compartir con vosotros cuales son mis 5 tatuajes chochiles favoritos de actrices porno (no amateurs). Hay de todo y para todos. O casi.

olivia olovely

Olivia O’lovely
Olivia nos dio muchas alegrías a los fans del porno durante los últimos años. La chica fue tatuando poco a poco su cuerpo, pero siempre con cierta discreción y buscando la simetría. El tatuaje de su chochete es fino, elegante, y discurre de manera paralela a sus caderas y vagina. De este tipo, el que más gracia me hace.

friday pornstar

Friday
Linda Friday lleva en activo desde 2000, pasando de ser una jovencita a toda una MILF de grandes tetas. Y como madurita guarra que se precie ya no se anda con chiquitas. Nada de rositas: una sola letra, la F. La inicial de su nombre y de la palabra “Fuck”, que incita a follársela. Es hortera, pero es directo y original: cada vez que se lo vemos… ya sabemos lo que quiere.

Petra Pauli
A diferencia de algunas otras, Petra ya tenía su chocho tatuado antes de entrar en el porno. Y no es cualquier tatuaje, no: las llamas que recorren su vagina nos indican que entrar ahí dentro igual termina derritiendo nuestra polla. Petra, polaca de nacimiento, tuvo una carrera cortita allá por 2004, pero dejó escenas de bastante interés, como pueden ver.

dana dearmond

Dana DeArmond
Donde la mayoría de las que tienen narices de tatuarse esa zona se colocan una mariposita o un logo reggeatonero, va la tipa esta y se pone… ¡unas cerezas! Gran elección. Por un lado, porque me recuerda al Pac-Man, con lo cual apela a mi lado gamer. Y por otro, porque al ver algo rico que comer delante, podemos proceder al cunnilingus con aún más ganas. ¡Yum! Ay, cuanto queremos a la buena de Dana en esta casa.

viper pornstar

Viper
Nos van a perdonar los que no gusten del porno vintage, pero el tatuaje de Viper es un verdadero lujo, que conecta su coño con el resto de su cuerpo, en una escena que muestra una víbora luchando con un tigre. Viper, una starlette de los 80 amante del sexo duro y extremo, trabajó principalmente el gran Bruce Seven. Nos dejó hace ya algún tiempo, pero hoy le rendimos este sentido homenaje. A ella y a su gran tattoo.

Comentarios